in

[REC]3 Génesis en Portaventura: zombies entre bambú.

En todas las bodas hay alguien que se pasa con el cava.

Gianfranco Bollini (izquierda) y Julio Jiménez durante la rueda de prensa.

Portaventura ha inaugurado su temporada de Halloween 2012 con una novedad que hará las delicias de los aficionados al cine de terror. El popular pasaje del terror “Selva del Miedo”, ubicado en el área temática de Polynesia, ha dedicado parte de su recorrido a la película “[REC]3 Génesis”. La atracción podrá visitarse todos los fines de semana hasta el 11 de noviembre. Julio Fernández, presidente de Filmax y Gianfranco Bollini, director artístico de Portaventura, fueron los encargados de presentar la nueva atracción a los medios. Ambos destacaron la facilidad con la que las dos partes han llegado a un acuerdo para trasladar el fenómeno REC al parque temático. Jiménez aprovechó para anunciar que el estreno de “REC4” está previsto para dentro de un año, coincidiendo nuevamente con Halloween. Dos reporteros de Hot Buzz tuvimos la suerte de poder estrenar éste recorrido junto a compañeros de otros medios, y aquí os trasladamos nuestras impresiones:

Por Lluís Cortés Frau.

Fotografías de Cristina Martínez.

Quien haya visto “[REC]3” Génesis sabrá que la película se ambienta en el Antiguo Casino de Sitges. No es casualidad, entonces, que los encargados de ubicar la nueva atracción hayan decidido hacerlo en el área de Polynesia, ya que los bosques que ambientan la zona bien pueden parecerse a los jardines de ese casino.

Un butanero con muy mala leche.

Allí nos dirigimos un nutrido grupo de cronistas de la actualidad, también llamados redactores y fotógrafos, para escribir un poco sobre el tema y hacer algunos retratos a zombies vestidos de frac. Guiados por el reguero de luz que deja a su paso un guardia de seguridad con su linterna, llegamos al inicio de la llamada “Selva del Miedo”, un pasaje del terror al aire libre que, si no fuera por la inclusión de éste nuevo recinto, sería algo así como una excursión anodina, salpimentada con algún que otro susto y un butanero homicida (¿?) que nos lanza bombonas de gomaespuma a los pies. Quizá por la voluntad de convertir el recorrido en una experiencia apta para todos los públicos, o quizá por la interferencia de los flashes de los fotógrafos que allí había congregados, la primera parte del recorrido no supo crear el suspense necesario para que la experiencia resultara terrorífica.

Por otro lado, se agradecía bastante cuando alguno de los actores tenía alguna frase que decir, ya que su actuación era más que notable y estimulaba la imaginación de los presentes. Así como hizo Gianfranco Bollini en la rueda de prensa, también me gustaría destacar la labor de los actores del espectáculo. Todos ellos gente muy joven que saben mantenerse en el papel, soportando un público que muchas veces debe ser bastante fastidioso: niños, niños y más niños. Después de haber sobrevivido al ataque de matorrales asesinos y de haber presenciado la disección en vida de un pobre desgraciado con una sierra radial, vislumbramos la entrada del recinto dedicado a “[REC]3 Génesis”.

Cariño, este túnel de plástico no tiene buena pinta…

La entrada no podía ser otra, un túnel de plástico blanco que nos guía hacia un lugar con presunto riesgo bacteriológico. Mientras recorremos el túnel, podemos ver los rostros de varios hombres con máscaras de gas que nos observan, desde la oscuridad del bosque, como si fuéramos reses que acuden al matadero. Una vez superado el túnel nos encontramos, por fin, en un recinto cerrado: un salón dónde algún suceso inesperado ha interrumpido el banquete. Copas de vino derramadas sobre las mesas. Hojas secas en los platos. Parecería que la fiesta ha acabado, pero nada más lejos de la realidad. La figura ensangrentada de un zombie nos da la bienvenida, con ojos de un azul blanquecino y la mandíbula desencajada.

Muy buena la caracterización de los personajes, así como la escenografía. Siguiendo el recorrido, llegamos a otros escenarios ambientados en la película, como la cocina, dónde las máquinas de humo empiezan a llenarlo todo de una niebla muy espesa. Apenas podemos ver más allá de nuestras narices, y a través de la megafonía (un elemento muy decisivo en la película) escuchamos canciones y ruidos distorsionados por un fuerte eco.

En todas las bodas hay alguien que se pasa con el cava.

Algunos de los zombies van armados con machetes que arrastran por el suelo haciendo saltar chispas. Otros, como en el caso de la novia protagonista del film, llevan motosierras que blanden ante los visitantes. Poco después, salimos nuevamente al exterior, dónde llegamos a una playa que ha sido transformada en una suerte de cementerio hawaiano. Una manera de adecentar uno de los espacios dedicados a la “Selva del Miedo” para que coincida de refilón con la localización de la película (Sitges) y, a la vez, con su componente religioso (Génesis).

Finalizado el momento místico-zombie de la playa volvemos al recorrido original de la “Selva del Miedo” y a la unión de personajes inconexos con imágenes gore de cartón piedra.

La sensación que nos queda al final, cuando nos reencontramos con el resto de compañeros, es que se trata de un espectáculo más que digno, una especie de tráiler en vivo que animará a más de uno a iniciarse en el fenómeno REC. Desde Hot Buzz creemos que los zombies nunca deberían faltar en una noche como la de Halloween, así que consideramos un gran acierto que Filmax y Portaventura hayan colaborado de este modo para convertir las noches de los fines de semana en algo un poco más terrorífico.

 

 

 

Escrito por admin

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0